Blog de Informática, finanzas e inversión.

INFORMÁTICA POR KAMAL MAJAITI.

Crea tu propia nube en casa: así se convierte una Raspberry Pi en un NAS ADSLZone

Tabla de contenido

¿Crear nuestra propia nube privada? Puede sonar raro, pero con las diferentes situaciones de pérdida de información no parece una idea tan descabellada plantearse la opción de montar nuestro propio sistema de almacenamiento de archivos y tenerlo accesible desde cualquier lugar a través de Internet. ¿Quieres saber cómo se hace? Pues convirtiendo una Raspberry Pi en un NAS.

Tendrás tu propia nube personal

Cada día tenemos más servicios online, con información dispersa que muchas veces nos es complicado reunir o utilizar desde distintos dispositivos. Por eso en muchas ocasiones lo interesante es poder crear nuestro propio sistema de almacenamiento. Es lo que vamos a hacer con el fin de hacer tu nube personal para tener el control de tus archivos y la versatilidad que nos ofrece la nube.

Porque nadie duda de la comodidad de usar servicios de almacenamiento en Internet, pero si además creas tu propia nube con un NAS, dispondrás de un espacio a medida de tus necesidades bajo tu control. Y además serás más independiente ante jarros de agua fría como el adiós al almacenamiento ilimitado de Google Fotos, por ejemplo.

Es así que prácticamente la organización de los archivos digitales se parece a la de los documentos en papel: con unas carpetas con nombres claros se consigue una estructura ordenada muy útil a la hora de buscar documentos específicos. Cuantas más carpetas existan, más estantes se necesitan. En el caso de los documentos digitales, los archivadores se convierten en carpetas de archivos y los espacios para archivos en medios de almacenamiento como discos duros memorias USB, tarjetas SD, CD o servidores en la nube.

Así puedes hacerlo

Para lograrlo podemos seguir dos caminos. Emplear un ordenador conectado a la red con un software gratuito, o bien usar un dispositivo NAS, como vamos a hablar hoy, para crear nuestra nube de almacenamiento. Este mp es otra cosa que un pequeño ordenador con uno o varios discos duros y un software para usarlo.

Para ello, y con ayuda de tu Raspberry Pi, para que este funcione como un servidor de almacenamiento en red o NAS necesitas realizar una serie de pasos como los siguientes:

  • Instalar el sistema operativo Raspberry PI OS.
  • Instalar Open Media Vault.
  • Crear un certificado SSL para conexiones seguras.
  • Preparar los discos o unidades USB.
  • Compartir las carpetas de las unidades USB.
  • Crear usuarios para acceder al NAS.
  • Habilitar servicios para conectar al NAS.

convertir raspberry nas crear nube

Una vez tengamos todas estas piezas para crear nuestra nube, puedes instalarlo con diferentes posibilidades, pero la aplicación OpenMediaVault, con licencia GPLv3, se ha establecido prácticamente como estándar. Y ahora puedes pasar a su instalación.

Pasos para una configuración e instalación sencilla

  • Lo primero que debes hacer es obtener el sistema operativo adecuado e instalarlo desde un computador externo. Desde el sitio web de Source Forge puedes encontrar los archivos de imagen correspondientes a cada versión de Raspberry Pi. Todo lo que debes hacer es descargarlo y escribirlo en la memoria SD.
  • En siguiente paso, necesitas tener conectados los periféricos de ordenador (teclado, mouse y monitor). Para ello inicia la Raspberry Pi y sigue los pasos para finalizar el proceso de instalación hasta que el sistema te solicite datos de inicio de sesión. En esta instancia, introduce los siguientes datos: Nombre de usuario: root. Contraseña: openmediavault.
  • La configuración estándar del teclado estará en inglés, por lo que debes modificar ese aspecto, esto se logra mediante el siguiente comando: dpkg–reconfigure keyboard-configuration
  • Para evitar acceso a terceros no autorizados a las configuraciones del servidor, introduce el siguiente comando: passwd.
  • Ahora todo lo que debes hacer es introducir la nueva contraseña dos veces y confirmar con la tecla Enter, tras lo cual saltará el mensaje Password updated successfully.
  • Posteriormente, habrá que registrarse en la interfaz web. Aquí necesitas un ordenador aparte de la Raspberry, que debe estar conectado a la misma red. Luego introduce en la barra de direcciones del navegador la dirección IP del servidor NAS. Las credenciales son: Nombre de usuario: admin. Contraseña: openmediavault.
  • También necesitarás un certificado para poder asegurar la red mediante SSL. Para crearlo entra a Sistemas, abre la opción Certificados y haz clic sobre SSL, luego presiona Añadir y Guardar en la ventana emergente que aparecerá. Tan solo debes habilitar el certificado en los ajustes generales y guardar los cambios realizados.
  • Seguidamente tendremos que conectar los medios de almacenamiento (discos duros o memorias USB) a la Raspberry Pi NAS y configurarlos en la interfaz web. Por medio de la opción Almacenamiento de datos en la sección Sistema de archivos podrás ver los discos duros reales conectados a la Raspberry Pi.
  • En la opción control de acceso tendrás la posibilidad de añadir particiones de las unidades de almacenamiento para mantener tus archivos organizados. Para ello haz clic en Carpetas compartidas y pulsa la opción Añadir. Desde allí encuentras el directorio Home, desde donde podrás configurar las rutas de acceso a las carpetas del modo que desees.

Con todas las configuraciones listas, todo lo que queda por hacer es conectarse al servidor.

Los métodos varían de un sistema operativo a otro:

  • Para Linux, por ejemplo, accederás al administrador de archivos y seleccionas la opción “Conectar al servidor”, luego introduces el prefijo «sbm://» seguido de la dirección IP del servidor.
  • Para poder conectar Windows al servidor NAS basta con abrir Windows Explorer e introducir doble barra invertida “”, antes de la dirección IP.

¡Sé el primero en comentar!

INFORMACION DEL PUBLICADOR
Kamal Majaiti
Kamal Majaiti
Administrador de sistemas e informático por vocación.
COMPARTELO EN REDES
Publica un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.