5 obstáculos que más afectan a tu red WiFi en casa y debes evitar Redes Zone : Portal sobre telecomunicaciones y redes

La gran mayoría de usuarios utilizan las redes inalámbricas Wi-Fi para conectarse a Internet en casa, gracias a la versatilidad de este tipo de redes inalámbricas, vamos a poder conectarnos con los ordenadores, portátiles, móviles, tablets o cualquier dispositivo que incorpora una tarjeta WiFi. Sin embargo, en muchas ocasiones la cobertura que tenemos en nuestra casa no es óptima, y no nos llega la señal allí donde queremos conectarnos. Hoy en RedesZone os vamos a explicar cuáles son los 5 enemigos del WiFi en casa y que debemos evitar para tener una mejor cobertura.

Estos obstáculos debes evitar en casa

Existen muchos obstáculos en casa que no afectan casi nada a las redes inalámbricas WiFi, pero hay otros que sí, y le afectan muchísimo, estos últimos son los que debes evitar a toda cosa. También deberías revisar cómo afectan tus vecinos al WiFi de casa.

Puertas gruesas

Las puertas muy gruesas son uno de los principales enemigos de las redes inalámbricas WiFi, lógicamente si tenemos puertas en casa demasiado gruesas, no podemos quitarlas, pero sí podemos mantenerlas abiertas para que la señal inalámbrica pase más fácilmente hacia las otras habitaciones. Es muy importante en estos casos situar el router WiFI o punto de acceso WiFi lo más centrado en la casa posible, para proporcionar cobertura a todas las direcciones de forma más o menos homogénea, de lo contrario, no podemos llegar hasta el otro lado de la casa y necesitaremos hacer uso de repetidores WiFi, PLC con WiFi o usar un WiFi mesh.

Si en tu casa tienes puertas muy gruesas, entonces lo mejor que puedes hacer es dejarlas abiertas, y si tienes el router en una de las esquinas de la casa, entonces seguramente no te llegue la señal hasta el otro lado, y tendrás que comprar equipamiento adicional. Este tipo de puertas pueden llegar a atenuar la señal hasta 15dB, es decir, atenúa muchísimo la señal inalámbrica WiFi.

Puertas metálicas

Otro enemigo del WiFi son los metales, si tenemos puertas metálicas en nuestra casa, tenemos los mismos problemas que en el caso de las puertas gruesas. Este tipo de puertas pueden atenuar la señal sobre los 11dB, por lo que atenúa bastante la señal inalámbrica. En estos casos lo único que puedes hacer es dejar abiertas las puertas, y seguir las mismas recomendaciones que en el caso anterior.

Hoy en día es bastante extraño tener puertas metálicas en casa, pero es posible que sí tengamos alguna puerta cortafuegos en nuestro hogar que normalmente son metálicas y con especial refuerzo de las mismas. En estos casos debemos tener en cuenta que atenuará la señal inalámbrica WiFi bastante.

Paredes de hormigón o cemento

El hormigón y el cemento es otro de los enemigos del WiFi, generalmente las casas están construidas con estos materiales, por lo que la señal se podrá atenuar hasta los 12dB si intentamos traspasar habitaciones que tengan paredes de este tipo. Por este motivo es muy importante colocar el router WiFi en un lugar centrado y lejos de obstáculos cercanos, con el objetivo de que podamos tener una cobertura en casa bastante homogénea.

En una casa con paredes de pladur notaremos que la cobertura inalámbrica WiFi será claramente mejor que en paredes de hormigón, cemento o ladrillo. Hoy en día la gran mayoría de las casas son de pladur para el ahorro de costes en material y también en personal, ya que se tarda mucho menos en instalar este tipo de paredes que en levantar una pared de ladrillo.

Para que os hagáis una idea, la atenuación aproximada de una pared de hormigón o cemento estándar es de unos 12dB y una pared de ladrillo es de unos 8dB, sin embargo, una pared de pladur ronda los 4dB aproximadamente.

Cristales y espejos

Los cristales de ventanas o puertas, así como los espejos que podemos tener por la casa e incluso en el baño, son también uno de los enemigos de las redes inalámbricas WiFi. Este tipo de material atenúa bastante la señal inalámbrica, por este motivo en los baños no suele haber demasiada cobertura WiFi, además, debemos tener en cuenta también que tenemos las paredes del baño y el correspondiente alicatado en las paredes, y no solamente la pintura como ocurre en el resto de la casa.

La atenuación por parte de los cristales lo notarás si tienes un jardín y justo el router WiFi lo tienes en el salón, comprobarás que rápidamente la señal recibida por el cliente WiFi es claramente inferior, y que en cuanto pasamos al salón la cobertura es máxima.

Ventanales con cristales y marcos de metal

Si tienes unos grandes ventanales con cristal y marcos de metal, estamos usando una combinación muy mala para la cobertura de la red inalámbrica WiFi. En la mayoría de los casos usamos estos ventanales para acceder al patio o jardín de casa, por lo que si este es tu caso, seguramente tengas que instalar un punto de acceso WiFi de exterior. Actualmente existen sistemas WiFi Mesh que son de gama alta que disponen de nodos Mesh de exterior, con el objetivo de tener el mejor rendimiento posible.

Tal y como podéis ver, tenemos muchos enemigos para las redes inalámbricas WiFi, y lo mejor es evitarlos lo mejor posible, aunque entendemos que en muchos casos no es posible debido a cómo son los materiales de la casa.

¡Sé el primero en comentar!

Fuente obtenida de: https://www.redeszone.net/noticias/wifi/5-cosas-afectan-red-wifi-casa/

Compartelo en las redes sociales

Compartir en facebook Compartir en google+ Compartir en twitter Compartir en pinterest Compartir en likedin Compartir en WhatsApp

Sobre Kamal Majaiti 1798 artículos
Administrador de sistemas e informático por vocación.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.